Mujeres Extraordinarias

Mujeres y Salud

Post Page Advertisement [Top]

Pareja

Luna de miel, no de hielo

Un enorme halo de mito e idea lismo rodea a la luna de miel, considerada el momento sublime de la pareja que decidió unirse en matrimonio "para amarse toda la vida". Y esta concepción idealista continúa siendo alimentada de mil modos.

En el aspecto sexual, Hollywood la ha sobrecargado de fantasía. Las escenas de los recién casados que llegan a la noche de bodas para amarse hasta el amanecer, perfectamente acoplados y sin inhibiciones, contribuyen a presionar más a los contrayentes que depositan todos sus sueños y esperanzas en esa primera noche de bodas . Con frecuencia, la realidad es muy otra.

Tantas expectativas, exigencias e ilusiones acumuladas terminan por generar gran tensión en esa gran noche. Si a ello se suma el miedo al fracaso -muy natural, si se toma en cuenta lo mucho que se espera de él y de ella- difícilmente alguien podrá ser asertivo (a), sobre todo si se toma en cuenta que se trata de una nueva experiencia que como tal implica conocimiento, aprendizaje, es decir, ensa yo y er ror , y por ende, fracasos parciales.

El esposo, ¿ese desconocido?

Es sabido que parejas que se c onocen bien antes de casarse, tienen una luna de miel más exitosa que aquéllas que llegan como un par de desconocidos o, peor aún, como dos personas que durante el noviazgo sólo mostraron su lado agradable y positivo, pero tuvieron buen cuidado de ocult ar los defe ctos y malos ratos, que absolutamente todos los seres humanos tenemos.

Sin duda la luna de miel es el ritu al idón eo para propiciar el primer acuerdo básico de la pareja: mostrarse tal y como cada quien es, conocerse mucho más y aprender a hablar y a escuchar, pero sobre todo a decir lo que desea cada quien del otro o de la otra, así como a expresar sus puntos de vista sobre diferentes comportamientos, sin que el juicio sea lo más importante, sino el intercambio.

Lo peor que puede ocurrir en una luna de miel es que uno y otra finjan una situación "ideal" y escondan lo que tarde o temprano saldrá a la luz, y que al emerger será vivido como toda sorpr esa desa gradable .

En el aspe cto sex ual , y más allá de idealismos, la luna de miel es un extraordinario momento de conocimiento, de encuentro de dos personas, de dos cuerpos, de dos sensualidades y de necesidades diferentes; ambos deben apren der a cono cerse , aun cuando muchas veces en la soltería se hayan dado sus mañas para estar juntos y tener relaciones sexuales.

Habrá que hacer a un lado las exigencias y las expectativas que más bien estorban, porque sólo sirven para presionar y crear un clima de tensión, convirtiendo la miel en hiel. Hechas a un lado, habrá que abandonarse al suave disfrute de la intimidad, con la confianza de estar con alguien muy querido que nos ama. Posiblemente ésta pudiera ser la ún ica re gla de oro en la luna de miel.
Nos gustaría mucho saber cómo te fue a ti en esta especie de "ritual de paso".

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Bottom Ad [Post Page]

| Patrocinado por: Cheap Car Insurance Quotes Online